martes, 21 de agosto de 2012

En busca de la igualdad...

En el Pacifico 1942
Wayne Bosque Miller no era un tipo hot rod. Era un fotógrafo autodidacta que dejó la escuela de arte en 1942 y se dirigió directamente a la Segunda Guerra Mundial para experimentar toda la gama de ser un fotógrafo de combate (bajo sus propias órdenes) la captura de todo, desde el aburrimiento de la vida militar cotidiana en el sentido de situaciones de combate  

Chicago 1946
Miller se volvió adepto a hacerse invisible, y sus fotografías están llenas de desnudos, el desarme de la emoción.  

Hirosima 1945 
Creció en el lado norte, en barrios étnicamente mixtos. Su primera cámara se la dió su padre como regalo de graduación de la escuela. Pero no fue hasta su segundo año en la universidad. cuando se interesó de verdad por la fotografía 'profesionalmente' como fotógrafo para el periódico de la Universidad de Illinois   Se casó con Joan Baker, y para evitar ser un soldado de infantería, se unió a la Marina de Guerra 
 Fue uno de los primeros fotógrafos para documentar la destrucción en Hiroshima .


Chicago's South Side 1946
 Cuando recibió dos becas Guggenheim concurrentes para financiar su proyecto de Chicago. Sumadas a lo largo de un curso de tres años a partir de 1946, sus fotografías abarcan escenas de la ciudad de los servicios de la iglesia del escaparate a los trabajadores de los mataderos en las tabernas de la noche a una pareja haciendo el amor. Además de proporcionar una visión de las esperanzas y las dificultades compartidas por una comunidad de inmigrantes que acababan de hacer el largo viaje desde el sur rural al norte urbano, las imágenes recogidas en Side de Chicago del Sur reflejan la enorme variedad de experiencias humanas y las emociones que ocurrió en un momento único y en el paisaje americano. 


 NAPOLES

Oceano Pacífico, emigrante 1942
Con el fin de ayudar a las personas de todas las razas a que se unan y ver que no somos tan diferentes. Una vez dijo: ". Que pueden ser diferentes en raza, color, idioma, la riqueza, y la política, pero mira lo que todos tienen en común - los sueños, risas, lágrimas, el orgullo, la comodidad de su casa, el hambre de amor


Rose Resnick, Enchanted Hills campamento para los Ciegos de 1950
 En los rostros que fotografía se obtiene una sensación de miedo, desesperación, alegría y esperanza, también hay las que reflejan las preocupaciones y problemas de las personas en su vida cotidiana.

Chicago's South Side 1946
Además de proporcionar una visión de las dificultades compartidas por una comunidad de inmigrantes que acababan de hacer el largo viaje desde el sur rural al norte urbano, las imágenes recogidas en el Lado Sur de Chicago 1946-1948, reflejan la enorme variedad de experiencias humanas y emociones que se produjeron en un momento único y el lugar en el paisaje americano.  

Miller refleja: La simpatía es una cosa interesante. A veces se necesita mucho tiempo para hacerlo, o me parece  tardar mucho tiempo. Otras veces es inmediata cuando el sujeto se siente cómodo con usted, y se siente que usted no está tratando de explotar o criticarlos, o hacerles daño de ninguna manera. Todo el mundo quiere contar su historia, su propia historia.

 Detencion de una joven en Alameda Oaklan 1948
En la década de 1970 Miller estaba desencantado del fotoperiodismo Él y su esposa compróaron un bosque de secuoyas, cerca de Fort Bragg y comenzó una segunda carrera en la gestión de la madera no industrial. Ellos siguen viviendo cerca de sus hijos en la casa de madera roja que diseñaron en 1950

Napoles 1942
 Miller enseñó en el Instituto de Diseño de Chicago antes de mudarse a Orinda , California, trabajando para Life 1953. También trabajó con Edward Steichen la Familia del Hombre exposición y el libro en Nueva York Museo de Arte Moderno . Fué uno de los  fotógrafos contratado por Life y  desempeñó el cargo de  presidente de Magnum Photos desde 1,962 hasta 1966. Miller ha sido un antiguo miembro de la Sociedad Americana de Fotógrafos de la revista y fue nombrado presidente en 1954. En 1970 se incorporó a la Corporación para la Difusión Pública como director ejecutivo del Centro de Difusión Pública del Medio Ambiente, y desde su retiro de la fotografía en 1975, ha seguido trabajando para proteger los bosques de California

Mientras que su carrera como fotógrafo abarcó sólo una parte relativamente pequeña de su vida, Wayne F. Miller creó "un cuerpo fuerte e indeleble de trabajo" como uno de los mejores  fotógrafos documentalistas sociales del siglo XX en EEUUEstados  
Chicago 1946 
Lo que Miller entrevió al pisar fuera de los confines de su mundo para vagar por las calles de la Zona Sur  eran los destellos de reconocimiento  que tenemos cuando nos tomamos la molestia de observar los puntos en común - en sus palabras, "los sueños, risas, lágrimas, el orgullo, la comodidad de su casa, el hambre de amor" que ejercen en nuestras historias juntos y nos diga quiénes somos.



En 1955 Miller propuso una idea y recibió un anticipo de $ 10,000 para una tarea que sigue siendo su favorita  su propia familia. Publicado tres años después, el mundo es joven se convirtió rápidamente en un clásico, que representa la vida cotidiana de una familia norteamericana de los niños-el primer documento completo de este tipo. 

18 comentarios:

  1. Una buena selección y mejores obras Teresa.Todas me gustan pues me logran retener la mirada en cada una de ellas.Un gran fotógrafo sin duda.

    Me alegro de pasar de nuevo por aquí. Poco a poco me iré conectando de nuevo :-)

    Abrazos y saludos afectuosos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es un fotografo muy especial.

      Me encanta leerte de nuevo Antonio

      Besos

      Eliminar
  2. Qué buenas.
    Qué crudeza, en algunas...

    Saludos, tocaya.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, creoq ue era una época como ahora la nuestra pero con otra escala de valores

      Petons

      Eliminar
  3. Qué fotos más buenas, el claro-oscuro está muy bien conseguido. Son buenísimas Teresa.
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, parece mentira lo que conseguian en aquella época los fotógrafos

      Besos

      Eliminar
  4. ¡La de maravillas que se han hecho en b/n! Esa última del niño conla cerilla es total.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El blanco y negro le da una fuerza a lla imagen que pocas veces supera el color

      Besos

      Eliminar
  5. Un buen blog sobre la foto y fotógrafos/as.
    Volveré para seguir conociendo algunos de los artistas que presentas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bienvenido a mi blog

      Me alegro que te guste

      Saludos

      Eliminar
  6. todas sin excepción me mataron
    son unas fotos maravillosas

    gracias por compartir este trabajo y dar a conocer a su autor
    besitos y feliz semana

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Son muy emotivas, todas explican una historía

      Besos

      Eliminar
  7. Me encantan todas. Muy buenas.

    Y es que antes había más diversidad, muchos mundos por fotografiar. Ahora, con la uniformidad de las ciudades, la globalización de modas y costumbres, los lugares abarrotados de señales, coches, papeleras, muchedumbre, etc. es muy difícil encontrar algo que merezca quedar plasmado para la posteridad, sobre todo en esta parte del mundo.

    Lo dicho, una gozada pasarme por aquí, Teresa.

    Un beso,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tienes razón, no es tan fácil y sobre todo, creo que influye el tener lo todo mucho más fáicl ¿no crees?

      Petons

      Eliminar
  8. Amo la mirada que nos ofrece, cada vez, y vuelvo por ud.

    ResponderEliminar
  9. Respuestas
    1. Siempre me gustaron las fotos de sábanas o de ropa tendida...

      Besos

      Eliminar